¿Cómo evitar las caries en los niños?

¿Cómo evitar las caries en los niños?

Hay ciertas recomendaciones básicas que los papás deben seguir para prevenir las caries de sus hijos:

  1. No deje que los niños se laven los dientes solos, hasta los 9 años son los adultos quienes deben cepillar cada una de las piezas dentales. o al menos supervisarlos y revisar que queden todos suaves.
  2. Evitar alimentos ricos en azúcar sobre todo los pegajosos, si los come debe lavarle los dientes con especial dedicación.
  3. Visitar al Odontopediatra al menos dos veces al año para determinar aplicación de flúor o limpiezas más profundas si es que tiene sarro acumulado.
  4. Eliminar la mamadera de la noche a temprana edad, nada más peligroso para los dientes de tu hijo.
  5. Si le cuesta cepillar los dientes de su hijo, pruebe acostando al niño a mirar un juguete o libro, así se relajará y será más fácil que abra su boca para que limpie sus dientes.

Cepillado

Una vez que aparecen los primeros dientes y los niños empiezan a consumir una variedad más amplia de alimentos, hay que comprar los cepillos adecuados para limpiar una a una cada pieza dental y eliminar las bacterias de la placa bacteriana. El cepillo debe ser de cerdas suaves y tener el tamaño adecuado para la edad del niño y por supuesto ser de una marca reconocida que certifica su calidad.

Lo óptimo es cepillar los dientes de los niños 2 a 3 veces al día hasta que se sientan suaves al tacto, la técnica adecuada para hacerlo la puede enseñar su odontopediatra a la que debería visitar a los 3 años.

Hay pastas de dientes para cada edad, debes enseñarle a tu hijo desde un comienzo a enjuagarse la boca sin que se trague el agua y la pasta de dientes que además se debe usar en cantidades muy pequeñas, como del tamaño de un grano de arroz para evitar el exceso de flúor.

 Dientes de Leche

 Muchos padres estiman que los dientes de leche no son un asunto de preocupación, al ser piezas temporales. Por este motivo, no consideran este aspecto en la salud integral de los menores.

No obstante, este es un mito que es importante erradicar, ya que los dientes de leche tienen un rol primordial en la primera etapa de la vida: la masticación.

Así, las caries o roturas en esa fase podrían derivar en consecuencias negativas en el desarrollo del niño, conllevando a inconvenientes en la digestión y crecimiento.

 

Además, hay que considerar que, si no se tratan las caries de las piezas de leche o temporales, la infección puede afectar las encías del niño, el diente definitivo que se está formando y otros tejidos de la cara.

La higiene bucal de los niños debe comenzar desde que nacen, después de que toman su leche las mamás deberían limpiar con mucho cuidado y suavidad las encías del niño con un pañito de algodón humedecido.