Los dientes se caen con los años ¿mito o realidad?

Los dientes se caen con los años ¿mito o realidad?

Uno de los mitos dentales más grandes que existen es que los dientes se caen con los años. Es falso, la dentadura NO se pierde por envejecimiento. En Chile hay desconocimiento y falta información sobre la salud bucal. Son insuficientes los recursos destinados a campañas de prevención y tratamiento precoz. Aquí algunas respuestas del Dr. Marco Mora, encargado de Periodoncia e Implantología de Clínica Dental Mora Pavic.

¿Por qué en Chile los adultos mayores tienen menos de la mitad de sus dientes?

Porque no ha habido acciones preventivas ni un cuidado sistemático de la salud bucal lo que asociado a malos hábitos tales como la falta de higiene bucal y dietas ricas en carbohidratos pone a nuestra población en una situación de gran labilidad ante la caries dental y las enfermedades de las encías. Ambas patologías, que son crónicas, terminan provocando la pérdida de los dientes.

¿Por qué la mayoría acude al dentista cuando el dolor que provoca una caries es insoportable.?

Ya sea por razones económicas, es decir por no poder acceder a una buena atención odontológica, o por miedo al Odontólogo, situación muy frecuente, las personas pasan por episodios de dolor, que van aumentando progresivamente, pero que ceden. Después de unos mees, a veces años, ese dolor esporádico y soportable, se hace muy agudo, y permanente. El dolor, es un mecanismo del organismo como las luces rojas en el tablero de nuestro auto. Cuando se enciende la luz roja del aceite, hay que tomar medidas. Si no se hace nada, se puede incluso fundir el motor. Con los dolores ocurre lo mismo. El dolor es el aviso de que algo anda mal en nuestro organismo.

¿Por qué se dice que cuando hay dolor de muelas, a esas alturas lo más probable es que el diente ya no se pueda salvar?

Cuando el dolor de diente o muelas es muy agudo, es violento con el agua frío y/o caliente, no cede y se mantiene, es porque la pulpa dental (el nervio) está comprometido. En esa etapa solo es posible un tratamiento de conductos para salvar el diente, lo que es caro y requiere de un especialista. Muchas veces, las personas pasan por un episodio de un dolor fuertísimo (paroxístico) un noche o una jornada, y luego el dolor desaparece, esto se debe a que la pulpa (el nervio) ha muerto (necrosis). Ese es el principio del fin, es decir, la luz roja del tablero, se quemó. La infección continúa avanzando, el diente se sigue destruyendo y se enfrenta después un cuadro más grave, con abscesos, cara hinchada, acumulación de pus y en estos casos se puede comprometer el estado general del paciente (septicemia) e incluso, en casos muy dramáticos, se puede tener un compromiso vital, en personas débiles o con un sistema inmunológico debilitado.

¿Por qué muchos creen que el sangrado de encías es algo normal?

Por falta de educación. El sangramiento de las encías, es otro indicador (otro instrumento en el tablero de nuestro vehículo) que nos indica una alerta. El sangramiento al cepillarse o comer manzanas, por ejemplo, es absolutamente anormal. Nos indica que hay una inflamación o infección en nuestras encías, que, si no la tratamos y nos preocupamos de ella, puede alcanzar al hueso, el cual se empieza a destruir, debilitando el soporte y la sujeción de los dientes a las mandíbulas y se termina, finalmente perdiendo los dientes. Se sueltan y luego se caen, lo que los antiguos llamaban “piorrea” y que hoy conocemos como periodontitis, enfermedad periodontal o enfermedad de las encías

El buen cepillado dental, como muchas cosas en la vida, es más “maña que fuerza” es importante tener una técnica adecuada la cual puede ser instruida por cualquier Odontólogo y/o asistente dental calificada. La higiene bucal es la base de la mantención de una buena salud bucal y, por ende, de la mantención de los dientes naturales en boca para toda la vida. Además, no olvidemos nunca que la boca, es la puerta de entrada a nuestro sistema y aparato digestivo. Una buena salud general, empieza en la boca. Además, las personas deben aprender que deben ir a controles regulares al dentista y así evitar la acumulación de sarro y caries. Es la única forma de mantener la boca sana y en odontología es muchísimo más barato prevenir que tratar.

La Odontología, que es una especialidad de la Medicina, es, lamentablemente, una especialidad médica cara y que, en Chile, está bastante  fuera del sistema público de salud. Si bien hay consultorios y campañas, estas no son suficientes.

Los implantes dentales han sido una magnífica solución para tratar boas mutiladas cuando las enfermedades bucales, caries y enfermedades de las encías, han provocado la pérdida de dientes, sin embargo, es evidente y de sentido común, de que es mucho mejor conservar los dientes naturales. Nada funciona mejor que la dentadura natural, la que debemos cuidar y mantener. Mantener una boca sana es más barato, gratificante y sencillo que las grandes rehabilitaciones odontológicas.